BlogVer todas las entradas

28 marzo, 2016 Blog · Monitorización · Movilidad · Smart Cities

Gestión centralizada de infraestructuras en las Ciudades Inteligentes

Gestión centralizada de infraestructuras en las Ciudades Inteligentes

La tendencia imparable que experimenta la sociedad de residir en las ciudades marca una nueva realidad que hay que afrontar desde todos los ámbitos. La realidad es que más de la mitad de la población mundial vive en las ciudades y, según los últimos informes presentados por las Naciones Unidas (2014), en 2050 se espera que este porcentaje aumente hasta el 66%. Ya al día de hoy hay regiones y países que presentan los índices de concentración por encima es esta cifra: América del Norte – 82% o América Latina y el Caribe – 73%.

La filosofía de cualquier ciudad inteligente es crear un entorno sostenible e innovador que funciona de forma eficiente a todos los niveles. Uno de los temas importantes dentro de este contexto que se tiene que resolver es la gestión de redes e infraestructuras. El objetivo principal a cumplir es lograr la mejora del rendimiento y de la eficiencia de las infraestructuras. El uso de las nuevas tecnologías para este tipo de gestión ha permitido la optimización y modernización de los procesos a través de los cuales es posible realizar de forma inteligente la gestión de la red de infraestructuras.

En el ámbito de Ciudades Inteligentes, el Grupo CIC Consulting lleva el mantenimiento de infraestructuras a través de sus propias soluciones, IDbox y FIELDEAS. Contamos con diversas experiencias en la supervisión y mantenimiento, como la gestión de recursos hídricos de una red y monitorización de consumos para FCC Aqualia, la supervisión de edificios para Gas Natural Fenosa o los proyectos con Empark para la gestión de instalaciones dedicadas al aparcamiento de vehículos, que resuelven la gestión y supervisión centralizada de infraestructuras ofreciendo su optimización en los ámbitos de la eficiencia, gestión de energía, sostenibilidad, participación ciudadana y mantenimiento preventivo, tal y como se muestra en el esquema conceptual (Figuras 1 y 2).

Figura 1. Esquema de planteamiento general sobre la monitorización y control de edificios dentro de la misma organización

Figura 1. Esquema de planteamiento general sobre la monitorización y control de edificios dentro de la misma organización

Figura 2. Esquema de la monitorización de orígenes de información en el proyecto de Gestión de Edificios

Figura 2. Esquema de la monitorización de orígenes de información en el proyecto de Gestión de Edificios

Ejemplo práctico de la gestión de redes e infraestructuras

Gestión de aparcamientos

Un ejemplo de la gestión inteligente de infraestructuras es la optimización, dinamización y mejora de la eficiencia de aparcamientos. En este ámbito se han tenido experiencias con la compañía Empark o Amersam en la ciudad de Reus.

El objetivo principal de este proyecto es identificar los orígenes de información que pueden afectar a un parking como, por ejemplo, la información directa de producción (entradas y salidas por puerta, consumo energético, incidencias, operarios,…). Todo esto nos permite realizar cálculos de ocupación o eficiencia energética, así como obtener información relevante del entorno, por ejemplo, el nivel de tráfico en la zona, datos meteorológicos, impacto en las redes sociales, precios de carburantes o incluso audiencias de televisión (Figura 3).

Figura 3. Vista integrada del mapa dinámico con la ubicación del parking y el visor de Googe maps.

Figura 3. Vista integrada del mapa dinámico con la ubicación del parking y el visor de Googe maps.

Figura 4. Vista combinada en un sinóptico: gráfica de históricos con índices de varianza y desviaciones estándar por hora, cálculos estadísticos, mapa de calor, imágenes dinámicas con datos en tiempo real.

Figura 4. Vista combinada en un sinóptico: gráfica de históricos con índices de varianza y desviaciones estándar por hora, cálculos estadísticos, mapa de calor, imágenes dinámicas con datos en tiempo real.

El propósito es utilizar estas herramientas para correlar esta información y determinar escenarios que se puedan predecir y tomar decisiones en consecuencia, de modo que impacten positivamente en la gestión de dicha infraestructura. De este modo implementar una serie de reglas de negocio que generen tareas en los sistemas de gestión y “viajen” hasta los dispositivos móviles de los operarios de mantenimiento, de modo que éstos dispongan de una ruta de mantenimiento y un plan de trabajo basado en su disponibilidad y capacidades (Figura 5). Al mismo tiempo los operarios pueden disponer de toda la documentación asociada a las tareas en la misma plataforma móvil. Se asegura, además, sincronización en tiempo real con los almacenes e inventarios de repuestos, reporte de incidencias y geoposicionamiento.

Figura 7. Calendario semanal de trabajos programados en la plataforma de movilidad FIELDEAS, vista desde la web en la oficina central y en los móviles de los operarios con las tareas personalizadas.

Figura 7. Calendario semanal de trabajos programados en la plataforma de movilidad FIELDEAS, vista desde la web en la oficina central y en los móviles de los operarios con las tareas personalizadas.

Conclusiones

Los beneficios tras la modernización de la red e implementación del sistema IDbox (http://idboxrt.com), la solución de adquisición, procesamiento y análisis de datos, integrándolo con la plataforma móvil FIELDEAS (http://fieldeas.com), son los siguientes:

  • Supervisión y control de las infraestructuras en tiempo real,
  • Supervisión eficiente basada en cuadros de mando y acceso mediante dispositivos móviles,
  • Identificación de alarmas y notificación automática a los equipos de mantenimiento,
  • Optimización del mantenimiento (rondas, mantenimiento preventivo, proactivo y reactivo más eficiente),
  • Identificación de correlaciones entre parámetros del entorno y la producción,
  • Mejora de la eficiencia energética, compensando los consumos y gastos de energía.

Utilizando estas dos soluciones integrables entre sí se consigue generar un trabajo correctivo, construir una base de conocimiento a partir de los datos recogidos, procesados y analizados, obtener una gestión integral de todos los elementos de la infraestructura y recibir apoyo necesario a la toma de decisiones. Es la inteligencia que nos ofrece la tecnología moderna que junto con el conocimiento y la experiencia permite tener las ciudades más desarrolladas.

El disponer de una única plataforma que a todos los usuarios (la Administración, gestores y ciudadanos) les permite obtener la información necesaria es un avance para un entorno inteligente. Todo este conocimiento puede ser aplicado a la gestión de otros aspectos de una ciudad inteligente, como a la de iluminación, cubos de basura, paneles de las paradas de autobús y cualquier otro área que tenga una capacidad de monitorización, es decir, que tenga una instalación de sensores o controladores que posibilitan la recogida de datos.

REFERENCIAS